miércoles, 10 de febrero de 2016

La Interrupción Voluntaria del Embarazo es un derecho fundamental



En Colombia existe mucha confusión sobre el aborto o Interrupción Voluntaria del Embarazo, lo que impide que las colombianas accedan a este servicio en los casos previstos por la ley después de la sentencia C-355 de 2006 de la Corte Constitucional.

Por eso, Profamilia busca informar a la población sobre los tres casos en los cuales se puede interrumpir un embarazo de manera legal en Colombia, con recursos como la campaña La Decisión es Tuya y nuestra página web.

A pesar del trabajo constante para empoderar a las mujeres de sus derechos, muchas personas creen que la Interrupción Voluntaria del Embarazo no es un derecho fundamental. Afortunadamente, la Corte Constitucional despejó cualquier duda al respecto en la sentencia C-754 de 2015, que fue proferida en diciembre:

En este sentido, la Corte Constitucional reconoció explícitamente que la atención integral de la salud de las mujeres víctimas de violencia sexual incluye la provisión de servicios de salud sexual y reproductiva. Sin embargo, en este proceso la Procuraduría General de la Nación sostuvo en su intervención que la interrupción voluntaria del embarazo en casos de abuso sexual, no hace parte del derecho a la salud, sino que se trata de una conducta despenalizada y por lo tanto, la disposición acusada no puede ser regresiva, ya que en este aspecto no se trata de una garantía del derecho a la salud. Es importante advertir que la provisión de servicios de salud sexual y reproductiva no solo hace parte de los deberes del Estado en el ámbito del derecho a la salud, sino que además, esta Corporación ha determinado que la interrupción voluntaria del embarazo (IVE) en los tres casos establecidos en la Sentencia C-355 de 2006, que incluye el aborto en supuestos de violencia sexual, es un derecho fundamental de las mujeres, como un derecho reproductivo.

En esta sentencia, la Corte Constitucional aprovecha la oportunidad para señalar otras de sus sentencias en las cuales también ha reiterado que la Interrupción Voluntaria del Embarazo es un derecho fundamental.

Quienes estén interesados en esta jurisprudencia, también pueden revisar las sentencias T-732 de 2009 y T-585 de 2010.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada